Un invierno sin Gavarnie...



Un invierno sin Gavarnie... 

El viento sur ha trasformado los copos de nieve en húmedas gotas de llúvia. Primero fue la nieve, que tapizó las cascadas de Gavarnie con una costra traicionera. Después el viento sur y la  lluvia terminaron por desmoronarlas. Lo que empezó como una temporada excepcional por lo temprana, se ha convertido en una espera… desesperante. Así son las cosas en estos tiempos de cambio climático. Pero al menos diciembre fue generoso, y bueno, aun queda mucho invierno. Así que mientras esperamos que la alquimia del hielo vuelva a tapizar las paredes del Piri, rescatamos unas fotos y una batallita de marzo del año pasado en Ice Fall. 

Ice Fall, Dopamine, Banzayous, Adrenalin, Ruflette...

“Pasan los años, hay cosas que cambian y otras permanecen. Hay días mejores y peores, malas temporadas, buenos ratos. Días de lluvia y aburrimiento en los que a uno le cuesta ir al rocódromo y las grandes jornadas vividas en la montaña parecen pertenecer a otro tiempo, a otro lugar, a otra persona. Y días de frío, escarcha y belleza en los que por fin todo cobra sentido y uno se reconcilia con el mundo.    
   

Por fin, tras semanas de lluvias, inundaciones y nevadas varias parece que sí, que esta vez va en serio: llega el momento de dar el salto, desde las canales del Aitzgorri a los juegos del circo. Pues un invierno sin Gavarnie no es ni invierno ni es nada...

Juan en los dos primeros largos


 
 
Tras disfrutar de la hospitalidad de Gontzal, que prefiere la compañía de sus hijas a la nuestra, (no me extraña), recorremos una vez más el pinar, la pradera, de nuevo el pinar, hasta que en el Hotel, el circo de Gavarnie se nos muestra en toda su majestad. No hemos madrugado demasiado, pero parece haber hielo de sobra

Spindrifts pirenaicos


 Estár aquí con buenas condiciones y buenos amigos no tiene precio ¡Casi te da igual donde escalar! Primero nos acercamos a Adrenaline, pero ya hay dos cordadas delante, y parece ser que en la entrada hay que sanear bastante la costra del hielo... Además nos estamos quedando pajaritos de frío, así que nos mudamos a Ice Fall. El hielo aquí tiene muy buen color, lo malo es el muro del tercer largo, pino y mantenido. Todavía me acuerdo lo que me costó subirlo de segundo hace unos años... Pero tira, para eso tenemos al chavalillo, Xabi, que nosotros los senior ya no tenemos nada que demostrar...
Juerga en la reunión

Xabi y Juan en el largo clave

Juan se estrena en los dos primeros largos, con los nomic. Hace honor a su fama de montañero chapado a la antigua y poco dado a innovaciones tecnológicas,  comentándonos que van un poco raro, y que prefiere sus Chacal (huy, no, sus quark). Diestramente nos lleva a la primera vira y monta reunión bajo el muro susodicho antes comentado. Visto de cerca, aparece con bastante relieve, así que sin pensarlo mucho me dejo engañar por el espejismo y me pido el largo ante las risas de Xabi... Unos cuantos metros y tornillos más arriba, ya sin disipadoras, empiezo a arrepentirme de mi rapto de valor. Si ya lo decía Arquíloco....


El largo sí que está esculpido, y tiene relieves para los pies... y menos mal, porque tira patrás un güevo. Yo creo que los de abajo se dan cuenta de mis apuros, porque cuando estoy pensando en montar reunión antes de tiempo redoblan los ánimos. Finalmente, cuando estoy empezando a perder los papeles un abalakov salvador aparece en lontananza, y el espectro del vuelo se disipa...

Xabi toma el mando
La inmensa colada de Misticos
Un invierno sin Gavarnie, ni es invierno ni es nada!!
La salida por el muro de Misticos, por una inmensa colada homogénea y estética es tan placentera y exaltante para el ánimo como puñetera para las pantorrillas. Seguimos la estela de Xabi entusiasmados, y luego ya lo de siempre: los ráppeles, el regreso, mirando cada poco hacia atrás, despidiéndonos del circo y haciendo guiños a las cascadas que nos quedan, la cerveza y el café...

Hoy he vuelto al rocódromo con más ganas. Ojala el circo nos deje jugar con el alguna otra vez esta temporada."

Lasarte Anaiak

5 comentarios:

Anónimo dijo...

...las grandes jornadas vividas en la montaña parecen pertenecer a otro tiempo, a otro lugar, a otra persona...

Me siento identificado en estos cortos días de invierno donde coincide que mi mente fanática no sueña de forma obsesiva con vías imposibles y con palizas inacabables.

Me conformo con actividades medianas y discretas donde el león sigue dormido pero llegarán nuevas lunas y volveré a ser un animal peligroso.

Caracol místico

lorenzo dijo...

Bien se vale que en este blog caracolero todavía quedan algunos alpinistas.
¡¡Bien por los Lasartes y su espíritu alpino clásico, el de verdad!!

Juan korkuerika dijo...

Bonito lo de la "alquimia del hielo" La ilusión es lño último que se pierde jjjj Hasta la vista alpinistas

MENDIBLOGa dijo...

No te pongas depre que el otoño ya fue invierno en Gavarnie jeje. http://mendibloga.blogspot.com.es/2013/12/buscando-el-chute.html
La Beyond te sigue esperando, ah y Adrenaline también, espero no le cojas manía. Ya volverán los días de "épica".
El chavalillo

Lasarte Anaiak dijo...

Aupa chaval!! Tienes razon, Adrenaline, Mitológica y tantas otras... A ver si sigue haciendo frío, y volvemos a picar hielo!