DIRECTA IDYL

Luis, Sebas y Chavi

En Montrebei hay un estilo de escalada que le da un prestigio y un respeto al lugar pero dentro de ese estilo hay muchos tipos de vías: las que se repiten a menudo no por eso fáciles dentro de un grado razonable que lleva a que al repetirse a menudo son vías semiequipadas con las reuniones montadas o fáciles de montar, las de fuerte componente artificial (de estas casi ninguna se repite con frecuencia), las de libre obligado de 6b o más reservadas para una minoría (por mucho que parezca que son una mayoría) por razones evidentes, las de aventura total que se repiten poco si es que se repiten y... un selecto grupo de vías que yo llamo las clásicas olvidadas de Montrebei.

A las clásicas olvidadas les suele pasar que se abrieron antes del 90, que no hay reseña actualizada o si la hay está poco divulgada, que antes se escalaban más que ahora, que su equipamiento es escaso y en mi opinión que no se les dá el valor que tienen por puro desconocimiento, aunque también es una buena forma de conservarlas íntegras para que se mantengan como están, una oportunidad de pasar un día de escalada intenso, de aventura, en un grado todavía al alcance de muchos, pero eso sí en un terreno muy serio.

En ese grupo hay muchas joyas de Montrebei que su nombre normalmente les suena a todos pero que van no tantos: Nazgul, Fil de Ariadne, Existencialismo, Idyl, Marquises, Cuervo (tal vez la más frecuentada de las citadas), Nirvana, Caos rampant, Cassiopea...

El otro día tuve la suerte de conocer la Idyl. Tiene su parte vegetal aunque es bastante evitable y en conjunto salvo unos metros terribles (por lo roto) pasado un taco de madera en el largo más duro nada distinto a muchas vías habituales de Montrebei.

Nos escaqueamos del primer largo que no se suele hacer y que presentaba un aspecto francamente ecológico. A cambio nos equivocamos de feixa por la que llegar a la R1 ó R0 según como se cuente de la vía y fuimos por la que arranca de la R0 del Diedro Audobert en lugar de escalar unos metros de la Audobert y coger la feixa de arriba. La diferencia es que por la feixa de arriba vas andando y por la de abajo de rodillas, fué la penitencia por escaquear el largo vegetal.

Nos manejamos con dos reseñas (una de Parcerisas y otra de Gil) y no nos perdimos, solamente comprobamos de nuevo lo duros que pueden ser los quintos en esta pared.

Recomendable llevar cuatro/cinco clavos variados para reforzar unas cuantas reuniones, no es necesario llevar los clavos para la progresión pero hay reuniones que están de no te caigas y alguna casi de no te cuelgues.

En cordada de tres si no me falla la memoria tardamos 9 horas y media. Empiezas con sombra, luego te da el sol pero cuando entras en la gran chimenea de salida vuelves a la sombra hasta el final por lo que no la recomendaría para días fríos.

Muy recomendable para los que les guste el sabor de las clásicas olvidadas de Montrebei.

Para la sección de las frases legendarias ahí van dos sobre la previsión del tiempo.

Una de Javi Serrano que dice "cuando la perdiz canta en el soto, llueve o nieva... o hace un tiempo u otro"

Y la de Nicolás Moreno, "el herrero de Fuentes", que dice "cuando la luna tiene cara de aguilucho llueve mucho, poco o nada, o se queda el tiempo según estaba".

La feixa de la penitencia

La caída desde esta feixa da que pensar
L1 en el paso de 6b


Las hierbas de la foto no reflejan la calidad de este espléndido largo con roca excelente




Sebas
Chavi

Luis

Zona de V

Entrando en la sombra de la chimenea final


Largo espectacular de V+ del lugar


.