Chemin de la Mature: vía Obelix

El sábado fuimos a la Obelix, en el Chemin de la Mature (Valle de Aspe). El túnel de Canfranc facilita el acceso desde España y en poco tiempo llegaremos al aparcamiento situado un poco más abajo del vistoso fuerte de Portalet. La aproximación es corta y muy agradable, entrando enseguida en el famoso camino excavado en la roca, realizado en el siglo XVIII para sacar troncos de abeto y construir mástiles para los barcos de la armada francesa. El camino atraviesa una gran pared caliza y en él encontramos anclajes y reuniones de las vías que suben desde el barranco y continúan hacia arriba.

La Obelix tiene el nombre escrito en la base, al lado de, como no podía ser de otra manera, la Asterix. Está completamente equipada, con reuniones con chapas, a excepción de la última, y largos con paraboles y cordinos en puentes de roca. Aun así, se puede llevar algún empotrador o friend pequeño para los tramos fáciles menos equipados.El grado obligado puede rondar el V+, con chapas cerca en las zonas difíciles. Es una zona muy soleada, así que agradecemos que esté bastante nublado.

En esta ocasión, éramos una cordada de tres, y voy a ir en medio. Se acabó por hoy lo de quedarme sola en una reunión…Sube Mikel, y cuando me toca empezar, vaya, en esta ocasión no tengo problemas en los primeros metros. Ya veo que el primer seguro está lejos, pero es un tramo bastante fácil, hasta que se llega a una placa tumbada que la reseña indica 6b+, y que tiene puestos tres paraboles muy cerca para poder acerar. Una vez que salimos de ahí, el resto del largo, y el siguiente, a disfrutar de buenos cazos. El tercero, muy bonito, con unos pasos de placa que le dan ambiente y nos obliga a esforzarnos bastante, pero que coincidimos en que nos había gustado mucho. Cuarto largo cortito, fácil, para prepararnos para los dos últimos. En el quinto, una travesía hacia la izquierda nos pone las pilas, y, sin descanso, (porque Mikel ha decidido juntar los dos últimos largos), llegamos a un desplome que tal como lo veo…ni intentarlo. Directamente a engancharme a lo que puedo…y cansarme lo menos posible. Llegada triunfal a la reunión final, y a prepararse para rapelar por la vía de al lado, la Asterix.

Con días así, voy a tener que seguir con esto, parece que las excusas para dejarlo se van agotando…

Saludos a todos los caracoles y caracolas
Mikel, Mikel y Txus