ESCALANDO EN EL DESIERTO




















Montañas del Hoggar (Argelia) – Febrero 2010



Xavi López – Alberto Pueyo



El desierto del Sahara - el mayor del Mundo – ofrece paisajes únicos y experiencias maravillosas: grandes espacios deshabitados, dunas y rocas de extrañas formas, pinturas rupestres con mas de 5.000 años, compartir el te con los Tuareg, saborear un guiso de camello junto al fuego, dormir bajo las estrellas,…..todo ello justifica sobradamente un viaje a estas tierras. Además, al Sur de Argelia, cerca de la frontera con Niger, el Sahara reserva a los escaladores un tesoro: el macizo del Hoggar,


El acceso a estas montañas es desde la ciudad de Tamanrasset,. Los franceses tienen vuelos directos de Paris y Marsella, nosotros llegamos desde Barcelona vía la capital Argel, 2.000 Km al norte. Para moverse por la zona es imprescindible un vehículo todo terreno y contratar un guía, aunque vayas con tu propio 4 X 4 te obligan por “seguridad” a coger el guía. Lo habitual y lo que hicimos nosotros fue contratar un paquete todo incluido para 1 semana que incluía el transporte desde Tamanrasset, 1 guía-conductor, 1 cocinero, equipo de camping-vivac y comida.

Las montañas del Hoggar son de origen volcánico, con zonas de basalto y otras de granito. Las alturas llegan hasta los 2.700 m, por lo que en las zonas altas, en invierno, hace bastante frío por las noches y durante el día hasta que da el sol.


En las zonas de roca basáltica la fisionomía de las paredes es muy peculiar: grandes columnas rocosas, como gigantescos tubos de órgano, separadas por profundos diedros y oscuras chimeneas. Las vías más clásicas recorren generalmente estas fisuras, y algunas vías modernas - equipadas con spits y paraboles- se encaraman por los espolones redondeados de las columnas de basalto. Estas formaciones rocosas son sin duda las que hacen más especial al Hoggar.

La calidad de la roca es variable, con zonas realmente muy descompuestas y otras regulares a buenas. En general el tacto del basalto es resbaladizo y a menudo tienes la sensación de que se te va a ir el pie o la mano, sobre todo cuando coges los muy frecuentes “romos”. Con el tiempo te vas acostumbrando…

Nosotros, estuvimos 1 semana y escalamos los 7 días (hubo suerte y no pillamos ninguna tormenta de arena), todos los días en basalto menos uno que lo dedicamos al granito. A continuación resumo nuestra actividad:


1.Adouda (1.900 m ) Via del Gran Diedro (130 m, 6 a +). A solo 1 hora de Tamanrasset dirección Assekrem, se encuentra este torreón que surge del desierto, no hay vía normal, las rutas más fáciles no bajan del 5., De la vía que hicimos destaca por lo bonito y continuado el diedro central que sobre buena roca recorren los L2 y el L3 (5+ y 6 a +). El L1 y el L4 (5 y 5 +) destacan por lo cutre de la roca y la exposición, es muy difícil colocar algún seguro que tenga alguna probabilidad de aguantar una caída. Mientras escalaba el último largo, el peor de mis últimos años, recordaba los comentarios de Lorenzo y Chavi sobre “el miedo” después de su escalada al Diedro Central de Telera, y me preguntaba para qué coño nos íbamos tan lejos, a por mala roca y a pasar miedo, teniendo cerca de casa sitios tan “buenos” para sufrir.


En el largo clave abandonamos 2 friends que el “miedo” debió meter demasiado a fondo .La bajada en rappel también tubo su miga. El horario realmente caracolero, más de 5 horas para subir y bajar una vía de 130 m .

La verdad es que no empezaba muy bien la semana. Y eso no fue todo….., tres días después descubriríamos que al pie de la pared, después del último rappel, habíamos olvidado una de las 2 cuerdas de 60 m que habíamos utilizado (¡). Si no nos enteramos antes, fue – a parte de nuestro desorden físico y mental- por que los 2 días siguientes escalamos con cuerda simple de 11 mm. Cuatro días después, de vuelta hacia Tamanrasset recuperaríamos la cuerda.


Nuestro guía Mohamed, buen musulmán, atribuiría nuestras desdichas a que la noche anterior habíamos bebido vino.

2. Tizouyag Sur (2.700 m) Vía Deux croiffants et un affecrem (300m, 5 +)

El Tizouyag Sur junto con el Tizoutag Norte y el Clocher des Tizouyag, forman el paisaje más característico del Hoggar (primera foto). El nombre de la zona es Assekrem ( “El fin del mundo” en lengua Tuareg), a 4 horas en 4 X4 de Tamarasset. Este fue el único lugar en el que encontramos algunos turistas, que acudían a ver la que dicen es “La mejor puesta de sol del Sahara” y a visitar la ermita del padre Charles de Foucault

La vía que escalamos nos sirvió para recuperar la autoconfianza,: roca bastante buena, bien equipada con espits, dificultad asequible, gran ambiente y descenso caminando.


3. Tizouyag Sur (2.700 m) Via La Nouvelle Lune (300 m, 6 b+)

Magnífica vía de tipo deportivo en pared sobre buena roca. Se sitúa unos 40 m a la derecha de la anterior y va enlazando placas y espolones muy estéticos. De los 10 largos no hay ninguno que no sea bonito y algunos son realmente muy buenos. Totalmente equipada con parabolts, pero ojo, estilo Arnaud Petit, en largos muy mantenidos de 6 a – 6b los seguros están cada 5-6 m o más. Vía totalmente recomendable, sin duda la mejor de las que hicimos en este viaje.

4. Sawinan (2.650 m) Vía del Diedro Norte (120 m, 5+)

Vía corta que sube a una aguja bonita junto a nuestro campamento de Assekrem. Prácticamente sin equipar excepto las R, descenso en rappel. El primer largo tiene un paso cabroncete, que la guía considera 5 b pero bien podría ser 6 a. Adecuada para ocupar parte de la mañana y luego seguir viaje, en nuestro caso hacia Tissalatine .


5. Tissalatine. L1,L2 Le Poids et la mesure (6b- 6 a)

La zona de Tessalatine esta a menos de 1 hora de Tamanrasset, aquí la roca es granito, el paisaje es distinto, recuerda un poco a la Pedriza pero en plan desierto, con bastantes acacias y algunos matorrales. El sitio es bonito pero la escalada no nos gustó, placas tumbadas con escamas donde agarrarse y que en muchos casos se rompían, y alguna fisura con lajas huecas. Las vías en su mayoría bien equipadas con parabolts . Nosotros hicimos los 2 primeros largos de Le poids et la mesure (6b -6a ), que son los mas difíciles y nos bajamos; no nos motivaba el tipo de escalada y nos fuimos de paseo a ver pinturas rupestres.


6. Ihagen (1.732 m) Pillier Nord (130 m, 6 a+)

Otro típico torreón basáltico próximo a Tamanrasset, la primera ascensión la realizó el famoso Frison Roche en 1935 .La vía que hicimos es muy bonita, mantenida en el 6 a , con las reuniones equipadas para rapelar y los largos totalmente limpios de seguros, en general se protege bien pero el L4 tiene un empotramiento de 5-5+ que si no llevas un superfriend del 5 queda un poco expo, nosotros colocamos al principio 2 Camalots del 4 pero el último tramo de la fisura hubo que hacerlo sin asegurar.


7. Adriane. (varias deportivas, L1 Synera- 6 b+ )

Por ser la zona más próxima a la ciudad la dejamos para el último día. En Adriane pasamos una mañana haciendo vías deportivas equipadas (6 a+ era lo máximo que encontramos) y como colofón el L1 de la vía Synera, abierta por L. Alfonso y amigos, en 1992, este largo recorre una fisura de casi 35 m y grado 6 b +, totalmente desequipada y con roca regular. Xavi la liberó de primero, colocando los cacharros necesarios, y yo, para acabar la fiesta, tuve el placer de subir en top rope y caerme al romperse una laja.


Recomendable la agencia que contratamos (Abalema Voyages), con Mohamed al volante y Ashash en la cocina, que con sus 80 años nos demostró lo saludable y sabrosa que puede ser la vida en el desierto.


Hoggar,…. dulce Hoggar,….te echaremos de menos.

5 comentarios:

luichy dijo...

Que recuerdos, que lugar tan bonito. Lástima de la roca que a veces cruje.
Teniais que haber ido al Elefante, personalmente es el lugar más alucinante para escalar que he visto nunca, insuperable de verdad.
Un saludo.

Alberto Pueyo dijo...

Gracias por tu comentario Luichy, ahora ya tengo motivos para una nueva escapada a la zona. Me planteare ir a Calanques con coche, escalar algo por ahí, y luego vuelo directo de Marsella a Tam y para el Elefante, y si queda tiempo a Garet el Djenoun.

joan asin dijo...

Hola Alberto, enhorabuena una semana muy aprovechada, el lugar es muy bonito, a parte de la escalada, vale la pena conocer estos sítios. Yo estuve en el 85 supongo que deben haber cambiado las cosas. Recuerdos.

Chavi Caracol dijo...

Enhorabuena caracol viajero, estás imparable.
Saludos.

ramonio dijo...

Sigues siendo el más exótico de los caracoles, vaya envidia que nos das, habrá tiempo de contar esas aventuras camino de Taghia. Hasta pronto Alberto.