Original Directa cara norte de Tossau de Mar y Gran Diedro del Drac de Tumeneia



2,3 y 4 de julio
Luichy y Lorenzo
Después de cincuenta años recorriendo el Pirineo, me considero un buen conocedor de la cordillera, pero todavía me quedan rincones  por descubrir y para mí en un placer cada vez que visito una nueva pared o un nuevo valle.
Hace unos días acompañé a Luichy hasta el refugio de La Restanca por el que ya había pasado en varias ocasiones. La idea era hacer un par de escaladas clásicas en dos montañas para mí desconocidas. 
El primer día escalamos la Original Directa a la cara norte del Tossau de Mar. Una corta y no muy difícil pared granítica de la que, lo más interesante fue la aproximación  y el ambiente de alta montaña. Desde el refugio remontamos la loma este de la montaña siguiendo un sendero poco marcado en dirección a la evidente  brecha situada a la derecha de la cima principal. Desde la brecha, a la que pudimos acceder sin pisar la nieve, descendimos a la vertiente norte por neveros empinados donde tuvimos que echar mano del piolet. La escalada, sin mucho que contar, con buena roca, fácil de seguir con la reseña y con una dificultad en torno al III y IV  con un pequeño tramo de V. Más interesante fue la bajada hacia el Estany de Mar que, intentando atajar, realizamos por canales herbosas bastante resbaladizas y expuestas (para quien quiera ir, es mucho mejor seguir la arista/loma en dirección  suroeste, jalonada con hitos porque es la vía normal, mucho más larga pero seguro que mucho más rápida).
Dejamos todo el material de escalada escondido en la cabecera del Estany Mar y regresamos al refugio bordeando el interminable Estany Mar.
Al día siguiente regresamos al depósito y comenzamos a ascender hacia la cara oeste del Drac de Tumeneia. Ese fue para mí el gran descubrimiento, la vertiente norte del Pa de Sucre, un lugar alpino, lleno de paredes y agujas de buen granito (perfectamente conocido y frecuentado por escaladores de "ese" lado de los Pirineos, pero no tanto por los de "este" lado), donde pude, pudimos, disfrutar de la magnífica escalada del Gran Diedro, un diedro (como no podía ser de otra manera) perfecto, de unos 160 metros, de roca excelente, equipado con algún clavo pero perfectamente protegible con Friends medianos, va bien un C3, y en una dificultad mantenida entre el V, V+ y algún 6ª. Y en un ambiente magnífico de alta montaña que tanto nos gusta. Quizás las mayores dificultades estén en el comienzo de la vía. Nosotros trepamos desencordados el zócalo del diedro y empalmamos lo que parecían los dos primeros largos (45 m) y el resto de reuniones las hicimos en reuniones rapelables con anillas. Completamos la ascensión hasta la cumbre y descendimos rapelando por la vía sin ningún problema. Al  final te quedas satisfecho con la escalada, superdisfrutona, aunque se hubieran agradecido un par de largos más.

Montañas y rincones muyyy recomendables, aunque sólo para los que no hacen ascos a las largas aproximaciones.
Lorenzo
aproximación al Tossau de Mar


Tossau de Mar y a la derecha, la brecha

Cara norte del Tossau

Al otro lado de la brecha, mucha nieve

comienzo de la Original Directa

Impresionante circo de paredes y agujas al otro lado del Pa de Sucre

Pared oestre del Drac de Tumeneia y el Gran Diedro

Primer paso del Gran Diedro. V+? más bien 6a.

Diedro perfecto, roca perefecta


Rododendros en plena floración


3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola,
Com està de neu? Calen grampons i piolet pel Drac de Tumeneia? Gràcies!

lorenzo dijo...

Hola, no utilizamos crampones pero los llevamos, por si acaso, sobre todo pueden ser utiles para la bajada porque por la nieve es mucho más cómodo y los neveros son empinados. Subimos prácticamente por las rocas, casi sin tocar la nieve. El piolet ya depende de la habilidad de cada uno, yo fui con bastones y el piolet no lo quité de la mochila.

Aleix Gil dijo...

Gràcies!
Per arribar a la nord del Tumeneia sí que hi ha molta neu, per la cresta no vam fer servir res, per si serveix a algú...
Salut!